martes, 17 de septiembre de 2013

Películas - Años 60: La Calumnia (1961)


THE CHILDREN´S HOUR (9/10)

Lo mejor de contar historias es el poder transmitir un hecho que tú encuentras interesante a una o varias personas, y que deseas compartir. Podríamos llamarlo una donación de saber, por ridículo que suene. En eso consiste el trabajo del escritor o guionista, el redactar ese hecho, mientras que el cineasta se encargará de transmitirlo. Y hay historias que por muy buenas o interesantes que resultan no consiguen transmitir lo que deseaban como deseaban por las más diversas razones posibles. Este es el caso de The Children´s Hour, de Lillian Hellman, una obra de teatro que el mítico director William Wyler trató de llevar a la pantalla en 1936. El resultado no fue esperado, ya que si bien la película recibió buenas críticas, no consiguió el efecto deseado por lo polémico de la trama. Ya en 1961, y tras haber ganado unos pocos Oscar, Wyler volvió a la carga con la intención de realizar y contar la historia como él deseaba. Tampoco aquella vez pudo llevar a cabo su idea, pero si que se acercó bastante. El problema radicaba en lo que Wyler y Hellman deseaban contar al publico de los 60. Un público y una sociedad que no deseaba presenciar una historia de homosexuales.
Karen (Audrey Hepburn) y Martha (Shirley MacLaine) son las jóvenes directoras de una exclusiva escuela para niñas. Su amistad viene desde la universidad y ambas han trabajado muy duro para alcanzar su sueño. Karen está a punto de casarse con el doctor Joe Cardin (James Garner) y todo marcha sobre ruedas. Bueno, todo no. Como en toda clase de colegios, ya sean públicos o privados encontramos ciertos infantes que comienzan a despuntar un carácter prometedor en cuanto a envidias, mentiras, manipulación y desprecio. Este es el caso de la jovencísima Mary (Karen Balkin), una arpía en miniatura que hace la vida imposible tanto a sus compañeras como a sus profesoras. Deseando marcharse de allí para ir con su abuela (Fay Bainter), Mary inventa una historia sobre la "relación" entre ambas profesoras. Pero lo que comienza como una endiablada travesura y mentira, acabará teniendo graves repercusiones sobre ambas jóvenes.
La cinta es principalmente una crítica a la sociedad. Como esta rechaza lo que es diferente, extraño, y no comprenden. Y también una defensa de la libertad sexual de las personas. Como el rechazo es usado como arma contra personas cuya única culpa es desear algo diferente a los demás.
Y este es un tema que no siempre acaba siendo bien acogido en Hollywood, reacio a criticar a su público. Aunque a veces hay excepciones. No hay más que ir a una mítica película como The Chase (Arthur Penn) que, sorpresa, también está guionizado por Lillian Hellman. Somos proclives de tener unos pensamientos e ideas acordes con los de un grupo mayor para así integrarnos en él y sentirnos seguros. No es extraño que un grupo de "líderes" de la zona de la escuela de las protagonistas se postulen en contra de ellas, y que el resto los siga. Aún más teniendo en cuenta que se enfrentan a dos jóvenes a las que se les acusa de haber mantenido relaciones. Un tema tabú en aquella época y que generaba un amplio rechazo por la sociedad. Esto no hará más que exprimir hasta límites sospechados a Karen y Martha.
Como siempre, toda cinta que compone la filmografía de William Wyler está acompañada de una magnífica historia, un gran y espléndido reparto, y una factura incomparable. Para mi es la razón de que este sea el director más "perfecto" de Hollywood. En contra de maestros como Hitchcock, Wilder, Welles o Huston; Wyler no cuenta apenas con fracasos o fallos en sus películas. Junto a él hay que destacar el trabajo de Audrey Hepburn y especialmente el de Shirley MacLaine, que muestra una gran madurez y solidez como actriz (mucho mejor que en The Apartament) en un papel nada sencillo.
Y sobre esta película hay una injusta curiosidad. A pesar de que es una clara defensa a los derechos de los homosexuales y crítica a la sociedad que los rechaza, en su momento no contó con el apoyo de la crítica o el público salvo contadas excepciones. A pesar de las nominaciones a los Globos de Oro y los Oscar, la película quedó relegada a un segundo plano en las filmografías de William Wyler, Audrey Hepburn o Shirley MacLaine; y curiosamente, tiempo después, cuando el lobby gay estaba en su apogeo cinematográfico, fueron muchos los que consideraron que la película estaba desfasada. Tuvo que ser tiempo después cuando grupos de críticos y espectadores rescataron esta cinta de un casi olvido total. Y fue para bien, ya que son muchos, yo me incluyo, quienes reivindican esta pequeña joya del cine clásico.
Aquí podéis ver la película online con subtítulos en español:

@solocineclasico

4 comentarios:

  1. Un film fascinante, por el que Audrey habría sido sin duda nominada al Oscar de no coincidir con su Desayuno con diamantes en el mismo año. Siempre me sorprende que pudiera ser tan transgresora con este tema en 1961, pese a que el tratamiento es, aún así, sutil. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. De las película más infravaloradas en las que participó Audrey Hepburn, junto con "The Nun´s Story" (1959). No necesariamente en cuanto a premios. Difícilmente hubiera tenido el público que acaparaba la mayoría de su filmografía, sobre todo ésta con un tema bien polémico para la época. El personaje de Karen Balkin es de los más infames que he visto en una película.

    ResponderEliminar
  3. Es de esas películas donde te sumerges hasta el punto de sufrir con los protagonistas. Me impactó mucho la primera vez que la ví y desde entonces la tengo entre mis preferidas. Te agradezco que la hayas puesto subtitulada porque siempre le he visto doblada. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Ayer vi esta película y debo decir que me conmovió hasta las lágrimas. Quería verla hace mucho, pero no la conseguía. Coincido en que es de lo mejor de Audrey Hepburn, con que dignidad camina hacia el final!; sin embargo, creo que la confesión del personaje de Shirley Maclaine es de una fuerza y una humanidad pocas veces vistas. Definitivamente, se convirtió en una joyita. Me gustaría leer la obra, para cerrar el círculo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...