miércoles, 17 de abril de 2013

7 Películas Homenajes al Cine Clásico: Dioses y Monstruos, 1998


GODS AND MONSTERS (8/10)


Por un mundo nuevo de Dioses y Monstruos. 
(Bride of Frankenstein, James Whale)

A continuación tenemos, el que seguramente será, uno de los más bellos relatos sobre el amor de una persona por su creación, ya sea una película, una criatura, o ambas. Gods and Monsters, sobre la figura del director James Whale. Creador en más de un sentido de Frankenstein.


LA PELÍCULA

La historia arranca en la mansión de Los Ángeles de James Whale (Ian McKellen) a finales de los años cincuenta. Un anciano cuyos monótonos días, únicamente acompañado por su ama de llaves, terminan al entablar una relación de amistad con su fornido jardinero, Clayton (Brendan Fraser).
Tras aceptar a ser dibujado por Whale, Clayton ira convirtiéndose en el confidente del director, y de sus anécdotas sobre Hollywood y el rodaje de sus películas más celebres: Frankenstein y Bride of Frankenstein. Además de la propia homosexualidad de Whale.

Ese último punto es quizás el más importante, ya que esta película trata sobre el amor y la marginación. ¿Acaso no son también los temas centrales de las cintas de Frankenstein?
Un hombre rechazado y marginado por la sociedad por su forma de ser, un hombre dispuesto a amar pero en la necesidad de crear algo como él que la sociedad rechace para que sea únicamente suyo. James Whale creo a Frankenstein a partir de la novela de Mary Shelly, y Frankenstein recibió a su novia.
Clayton es un hombre grande, fuerte, pero de pocas luces, que ve en Whale un hombre amable, inteligente, que puede enseñarle cosas. Mientras que Whale ve en Clayton como a su propia criatura, a la que poder enseñar, y de la que servise.
Una eterna y continua simbiosis entre el doctor Frankenstein y su monstruo.


ANÁLISIS DEL HOMENAJE

James Whale nunca ocultó su homosexualidad. Si bien eso no le supuso demasiados problemas a la hora de trabajar, si que encontró el rechazo de parte de la sociedad. Ese rechazo, además de su propio talento y creatividad, permitieron dar el toque humano y melancólico necesario a la criatura del doctor Frankenstein.

Si bien la película analiza a conciencia este punto, y nos recuerda el rodaje de las dos grandes películas de Whale, la vida en los años 20-30, y sus últimos días de vida, también hay parte que es ficción. Me refiero al personaje de Clayton Boone, el jardinero de Whale, que en palabras del autor de la novela en la que se inspiró la película, Christopher Bram, nunca existió.


RESULTADOS

La película recibió buenas críticas por lo general. Principalmente por el trabajo de Ian McKellen, y os aseguro una cosa, esta es una de las pocas películas en las que Brendan Fraser tiene la oportunidad de mostrar lo gran actor que es, y lo hace.
Bill Condon recibió el Oscar a Mejor Guión Adaptado, e Ian McKellen se quedó a las puertas de obtener la dorada estatuilla.




#7homenajes
@solocineclasico

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...