viernes, 5 de junio de 2009

Chicas del Cine Mudo: Clara Bow (1905 - 1965)


LA CHICA “IT”



“Cuanto más se de los hombres, más quiero a mi perro”
Clara Bow

Sigo con mi tanda de figuras del cine clásico, en especial de mujeres, ya que para mí, muchas tuvieron una importante relevancia en aquella época y pocos recuerdan ya sus nombres o actos. Quería dedicar uno de los primeros post a una de las figuras más trágicas del cine clásico, aunque no la única. Esta es, sin duda la de Clara Gordon Bow.

Clara Bow nació en Brooklyn en 1905, en una familia bastante problemática. Su padre era disminuido físico y abusó sexualmente tanto de su madre como de Clara en bastantes ocasiones. Su madre, que sufría de epilepsia y tenía problemas mentales, ejercía la prostitución, siendo bastante conocida en el barrio. Esta había dado a luz anteriormente dos veces, pero ambas criaturas nacieron muertas, por lo que su madre, pensando que Clara no viviría mucho, no se molestó ni en apuntarla en el registro civil o hacerle un certificado de nacimiento

La infancia en Brooklyn fue como vivir en el infierno. A parte de ser conocida como la hija de la puta del barrio, vestía con harapos o a veces cosas peores, por lo que las demás niñas no se acercaban a ella. Uno de sus pocos amigos, Johnny, murió en sus brazos, completamente abrasado por un incendio, cuando ella tenía 10 años.

En 1921, Clara envió unas fotos suyas a un concurso de una revista de cine (Fame and Fortune), cuyo premio era participar en una película. Las fotos gustaron mucho al jurado que la seleccionaron para participar en la película, (Beyond The Rainbow) aunque sus escenas fueron editadas.

Decidida a hacer carreta en el cine, su madre la amenazó de muerte si lo hacía. Una noche, mientras dormía, Clara escuchó un ruido en su habitación. Al abrir los ojos encontró a su madre que se abalanzaba sobre ella con un cuchillo de carnicero. Se lo acercó al cuello y dijo: “Voy a matarte, Clara. Será lo mejor”, justo después sufrió un ataque epiléptico, eso le salvó la vida. Días más tarde, lo volvió a intentar corriendo detrás de ella por la calle con el mismo cuchillo mientras la gente miraba indiferente. Clara llegó hasta Coney Island. Dos días más tarde el padre de Clara ingresó a su esposa en un manicomio donde moriría poco tiempo después.

Su primera aparición fue en Down to the Sea in Ships, en 1922, a la que le seguirían varías películas más. En una de ellas había una escena en la que tenía que llorar. De fondo sonaba una canción que cantaba la madre de su amigo de infancia Johnny, por lo que lo recordó totalmente abrasado en sus brazos muriendo.
En 1924 fue una de las chicas elegidas para formar parte de las WAMPAS Baby Stars, de aquel año, lo que le dio bastante publicidad, enganchándose en más proyectos. Esto le permitió reunir más dinero y trasladar a su padre a vivir con ella en Los Ángeles, donde intentó conseguirle un trabajo pero este dedicó el resto de sus días a emborracharse e intentar ligar con jovencitas alegando que era el padre de Clara Bow.


En 1925, Clara rodó su primer éxito, Días de Colegial, lo que la convirtió en la estrella más popular del momento. Pero fue 1927 cuando alcanzó la cumbre del éxito con Ello (“It”), co-protagonizada por Gary Cooper y que fue un éxito tanto para la crítica como para el público.
Ese mismo año protagonizaría “Alas” la primera película de la historia que ganó el Oscar a Mejor Película.

Si nos situamos en aquella época, vemos como Clara Bow, esa pobre chica de Brooklyn es ahora una de las mayores Divas de Hollywood. Razón de más de que las revistas sensacionalistas busquen en su basura en busca de cualquier noticia que dar de una de las figuras más importantes de la gran pantalla, lo que sea.
A pesar de sus conocidos noviazgos con figuras como Gilbert Roland, Víctor Fleming o Bela Lugosi, Clara mantenía una posición decente en Hollywood.
Pero el escándalo estalló en 1930 cuando su secretaria privada vendió toda la intimidad de la actriz a una revista de cotilleos de Hollywood. La fiel secretaría había apuntado durante los últimos cuatros años todos los hombres que habían pasado por la cama de Clara, que no fueron precisamente pocos. Entre ellos nombres como los de Rex Bell, Edie Cantor, Gary Cooper o un equipo completo de futbol americano, entre los que se encontraba Marion Morrison, conocido posteriormente como John Wayne. Además se dio a conocer su afición por las drogas y el alcohol.

Su carrera giró 180 grados a partir de aquel día. Sus películas fueron canceladas y se vio obligada, entre otras cosas a pagar todos los trajes que se había quedado al terminar los rodajes, algo a lo que ninguna actriz se vio obligada hacer y además de pagar sus propias fotos publicitarias. Aquello fue una humillación para Clara.

Al poco de llegar el cine mudo, Clara se retiró debido a problemas con las revistas, el juego, la bebida, las drogas y sus recuerdos de infancia que volvían a aflorar cada vez con más fuerza debido a la presión a la que estaba expuesta. Fue una de las muchas actrices cuya voz, en su caso su acento de Brooklyn, no cuajo en el nuevo cine.

En 1932 se casó con Rex Bell, con el que tuvo dos hijos.
En 1949 fue diagnosticada de esquizofrenia. Fue sometida a duros tratamientos, incluyendo el electroshock.
Murió 16 años después a causa de un ataque en el corazón completamente olvidada por su público.

Solo Cine Clásico recomienda sus siguientes películas:

Down to the Sea Ships (1922) de Elmer Clifton
Días de colegial (1925) de Wesley Ruggles
Flor de Capricho (1926) de Víctor Fleming
Ello (1927) de Clarence G. Badger
Alas (1927) de William A. Wellman

5 comentarios:

  1. JOder Sean, me has dejado anonadada con esta biografía. Y después nos quejamos de tanta pavada!! He visto las escenas y es increíble la expresividad de esos ojos.

    ResponderEliminar
  2. gracias por el coment pabela, a ver cuando vemos o leemos algo tuyo, jejeje

    ResponderEliminar
  3. y louise brooks ? la mejor actriz de los años veinte y no la nombras...

    ResponderEliminar
  4. La pelicula It (ello) no estaba protagonizado por Gary Cooper como mencionas sino por el actor madrileño Antonio Moreno! Qué triste la historía de Clara era una actriz fantástica y su voz si que valía, igual que la de Louise Brooks a pesar de lo que decían los estudios. En los dos casos fueron el sistema y la prensa que las mandaron al olvido.

    ResponderEliminar
  5. Es una de mis actrices favoritas de la Era Silente junto a Louise Brooks , Anita Page, Asta Nielsen, Joan Crawford y Greta Garbo "la Divina" (aunque estas 2 ultimas también trabajaron en el Cine Sonoro )

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...